Problemas en los sistemas de evacuación y gestión de aguas del flamante auditorio de Guardo

El flamante nuevo auditorio de Guardo tiene un problema. Un problema ‘oloroso’.

Aguas fecales y pluviales, sus sistemas, están unidos, y se producen inundaciones.

Estas son las explicaciones del Ayuntamiento. La culpa, de quien diseñó y ejecutó la obra. Una chapuza en toda regla.

“Ante los diversos rumores que han acompañado estos días la extracción de agua del auditorio, informar que ha tenido lugar una avería en el sistema de bombeo derivado de una deficiencia de la instalación, al estar unidas las aguas fecales y las que desagua el edificio derivadas de lluvia y nieve, lo que ha ocasionado una inundación en las arquetas de la zona de camerinos y el pozo del ascensor. El sistema de bombeo no estaba preparado debidamente por un fallo en el diseño de la instalación que no se ha corregido en la ejecución de la obra. Comunicar que se trata de un problema de origen de la obra en sí, un error de concepto, y se intentará buscar la mejor solución al problema, pero las instalaciones se pueden usar con total normalidad”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí