Vía libre ambiental a la modificación puntual de parámetros urbanísticos de las Normas Urbanísticas Municipales de Castrillo de Villavega

 

El planeamiento urbanístico de Castrillo de Villavega está regulado por unas Normas Urbanísticas Municipales aprobadas de forma definitiva según acuerdo de 6 de julio de 2004.

La Ley de Evaluación Ambiental establece en sus artículos 30 y 31 que, previamente a la formulación del informe ambiental estratégico, el órgano ambiental realice consultas a las Administraciones públicas afectadas y a las personas interesadas, orientadas a conocer si el plan o programa a evaluar puede tener efectos significativos sobre el medio ambiente.

Lo más destacable de dichas consultas es que la Confederación Hidrográfica del Duero informa que por el término municipal de Castrillo de Villavega discurren, entre otros cauces de agua, el arroyo Rocañal y el río Valdavia, por lo que cualquier obra que se pretenda realizar y que pueda afectar a un cauce público o que esté situada dentro de la zona de policía, como es el caso, ya que la modificación afecta a la totalidad del término municipal, deberá solicitarse autorización administrativa previa del Organismo de cuenca.

Respecto al vertido de aguas residuales, el Organismo de cuenca señala que la localidad de Castrillo de Villavega vierte sus aguas al río Valdavia incorrectamente tratadas, razón por la cual insta a construir con carácter urgente un sistema de depuración capaz de ofrecer un tratamiento adecuado de sus aguas residuales.

La modificación puntual de Castrillo de Villavega se concreta en los siguientes objetivos:

  • Eliminar la protección forestal de la parcela 30 del polígono 6, clasificada como de suelo rústico con protección especial forestal, y que pasaría a clasificarse como suelo rústico común.
  • En el Art. 72, apartado a) de la normativa urbanística, en el cual se regulan las condiciones para la construcción en suelo rústico común, eliminar la limitación de 2.000 m2 de superficie máxima de las naves agropecuarias a construir.
  • En el Art. 53 de la normativa urbanística, que regula las condiciones de edificación en el área de ordenanza V. F. (Zona de Vivienda Familiar), especificar las condiciones de altura de la edificación para el caso de naves con uso compatible en la zona. En concreto la altura se fija en 6,5 m desde la rasante del terreno hasta la parte inferior de la viga de cubierta y se limita la altura de los petos perimetrales a 1,5 m a partir de la línea de altura máxima.
  • Modificar el límite del suelo urbano en la margen izquierda (en sentido norte) de la travesía de la carretera P-236, de forma que los terrenos ocupados por la futura ronda de circunvalación de los caminos de concentración parcelaria queden situados en suelo rústico.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí