La concentración parcelaria Valoria La Buena II incluirá suelo de los términos municipales de Dueñas y Cubillas de Cerrato

En el año 1964 se hizo firme el acuerdo de la primera concentración parcelaria del término municipal de Valoria la Buena (Valladolid). El tiempo transcurrido desde entonces, la transformación en las técnicas de cultivo, el empleo de maquinaria de gran potencia, la disminución de la población agraria activa y con ella el número de explotaciones, hacen conveniente la realización de un nuevo proceso de reorganización de la propiedad.

El perímetro afectado por la concentración se refiere principalmente al término municipal de Valoria la Buena y se prevé la inclusión de parcelas situadas al Este pertenecientes a Cubillas de Cerrato y al Norte pertenecientes a Dueñas.

La superficie total de la zona de concentración parcelaria de Valoria la Buena II es de 3.793 ha, de las cuales 3.589 hectáreas se sitúan en el término municipal de Valoria la Buena (Valladolid).

Estas son las aportaciones realizadas desde Palencia:

  • Diputación Provincial de Palencia. Concluye en su informe que el proyecto va a mejorar las condiciones de explotación de las nuevas parcelas, produciendo un incremento de la rentabilidad agraria.
  • Servicio Territorial de Sanidad de Palencia. Informa favorablemente en materia de sus competencias.
  • Servicio Territorial de Economía de Palencia. Informa que en la zona afectada de la provincia de Palencia, no existe ningún derecho minero.
  • Servicio Territorial de Cultura de Palencia. Relaciona los yacimientos de Cubillas de Cerrato (Palencia), ubicados en las proximidades del ámbito del proyecto y remite a las medidas de protección recogidas en el informe del Servicio Territorial de Cultura de Valladolid.
  • Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería de Palencia. Destaca la importancia de los proyectos de reestructuración de la propiedad, transformaciones y mejoras de los regadíos sobre suelo rústico para conseguir la viabilidad y continuidad de las explotaciones agrarias.
  • Servicio Territorial de Medio Ambiente de Palencia. Enumera las figuras de protección existentes en la zona de afección del proyecto, ya indicadas en el informe del Servicio Territorial de Medio Ambiente de Valladolid.
  • Ayuntamiento de Dueñas. Este Ayuntamiento informa que se deberán tener en cuenta los suelos rústicos de protección especial colindantes con el término municipal de Valoria la Buena (Valladolid) y definidos por el PGOU del municipio.
  • Ayuntamiento de Cubillas de Cerrato. Informa favorablemente el desarrollo de la concentración parcelaria.

Las infraestructuras inherentes a la concentración parcelaria son:

  • Caminos. Como consecuencia de la primera concentración parcelaria se construyó una red de caminos de 43 kilómetros, que se encuentra en un estado aceptable de conservación. Aun así, se estima conveniente adecuar la red a las necesidades actuales, mejorando tanto trazados como firmes, especialmente en las masas que quedaron excluidas. Se construirá una red de caminos aprovechando total o parcialmente la existente, anulando en su totalidad las salidas directas de nuevas fincas a carreteras y dotando a los caminos de comunicación con éstas en puntos de perfecta visibilidad.
  • La actual red peca de ser excesivamente radial hacia el núcleo urbano, precisando de caminos transversales que creen una malla reticular. Alrededor del núcleo urbano se trazará un camino de circunvalación, que facilitará el tránsito de vehículos agrícolas y ganado sin necesidad de circular por el casco urbano.
  • La anchura de los caminos será la adecuada para cumplir el cometido de dar acceso a las fincas de reemplazo, en función de las condiciones de circulación y del número de parcelas a las que den servicio. Las necesidades actuales aconsejan una plataforma de entre 6 y 8 metros de anchura más cunetas laterales, con firme de 10 a 20 cm de zahorra de áridos de la zona según la importancia de los caminos. En aquellos en los que se prevea una escasa circulación podrá reducirse la anchura, dejando ensanchamientos que permitan el cruce de dos vehículos.
  • Como obras de fábrica, se proyectan los pasos necesarios en los cruces naturales de agua atravesados por caminos (arroyos, regatos y desagües), así como en los puntos bajos susceptibles de posibles encharcamientos, o en tramos de gran longitud en los que se considera necesario colocar un paso para evitar que el agua discurra durante un gran trayecto por la cuneta, con el consiguiente peligro para el buen mantenimiento del camino.
  • Se evitarán los grandes desmontes y terraplenes que perjudiquen el paisaje natural y se tendrá en cuenta la época de ejecución de las obras para salvaguardar la conservación de la fauna de mayor valor de la zona.
  • Los materiales necesarios en la construcción de los caminos, en la medida de lo posible, se obtendrá en la propia zona o zonas cercanas.
  • Red de drenaje. En el Estudio Técnico Previo se ha considerado que no es necesaria la apertura de nuevos drenajes, limitándose las actuaciones a la limpieza y adecuación de los cauces existentes.