El Premio del Público fue para ‘Happy Friday’, un cortometraje del cordobés José Antonio Campos

 

El cortometraje ‘Tahrib’, creación que firma el catalán Gerard Vidal, se alzó con el Premio Milagros Alcalde de la 28 edición de la Muestra de Cine Internacional de Palencia, que concluye mañana con la entrega de galardones.

El Jurado formado por el guionista Tirso Calero, el músico Christopher Slaski, la actriz Marta Bódalo y el director del Certamen Internacional de Cortometrajes de Soria Javier Muñiz, destacó la capacidad de la cinta para “adoptar un punto de vista muy original de un tema de sobra conocido y por dotar de una impresionante evolución dramática a todos los personajes”.

‘Tahrib’ retrata cómo cada año miles de inmigrantes africanos tratan de llegar a las costas españolas de forma desesperada, embarcándose en peligrosas travesías a través del Mediterráneo. Su protagonista Tariq, un joven marroquí, trabaja para una de las mafias que organiza estas travesías ilegales. Su trabajo es transportar pasajeros en patera por el estrecho de Gibraltar sin ser atrapado. Pero cada travesía puede ser la última. El premio, que patrocina el Ayuntamiento de Palencia, tiene una dotación económica de 4.000 euros.

El Premio del Público, dotado con 2.000 euros, recayó en la cinta ‘Happy Friday’, un cortometraje que firma el cordobés José Antonio Campos e interpretan Rosario Pardo, Rebeca Plaza y Juan Tagle. La cinta relata la vida de Chari, que lleva toda su vida al límite y ya no puede más. Contra todo pronóstico, el capitalismo le ofrece una oportunidad para poder desprenderse de sus ataduras, pero los planes nunca salen como una espera.

El galardón a la Mejor Dirección, dotado con 1.000 euros, fue para el madrileño Pedro Collantes por su trabajo al frente de ‘Ato San Nen’. Su propuesta narra la historia de Marisa, una mujer que vive sola en el campo y que recibe la visita inesperada de Hiroshi, un japonés que dice ser amigo de su hijo. Precisamente, ‘Ato San Nen’, que retrata el modo en que dos personas sin una lengua en común hacen esfuerzos para comunicarse, cosechó otro importante galardón de la cita cinematográfica, el Premio a la Mejor Interpretación (dotado con 1.000 euros), que reconoció al actor Kenji Yamauchi, quien da vida a ese japonés.

Otro de los premios más especiales del certamen palentino fue para Carlota Martínez Pereda, que recibió la distinción que concede el jurado del Centro Penitenciario ‘La Moraleja’, en Dueñas, conformado por 45 internos, dotada con 1.000 euros. ’Cerdita’, título de su cortometraje, se centra en Sara, una adolescente con problemas de obesidad que vive atemorizada por las burlas de unas niñatas. Ni siquiera Claudia, amiga de la infancia, sale en su defensa cuando le acosan ante un desconocido y le roban la ropa en la piscina.

Por su parte, el premio del Público Infantil, dotado con 1.000 euros y otorgado por los 1.600 alumnos de treinta y tres centros escolares de la capital y provincia asistentes a las proyecciones del apartado ‘Cine y Escuela’, fue para ‘El astronauta’, del zaragozano José Manuel Herráiz. Su trabajo se centra en Luis, un padre absorbido por el trabajo, que acude al último partido de su hijo, pero tiene un problema: tendrá que ir vestido de astronauta. Asimismo, el premio del público al Mejor Cortometraje Internacional, dotado con 1.000 euros, recayó en la producción moldava ‘Miliard’, de Evgheni Dudceac. El cortometraje lo protagoniza George, un anciano que vive en una aldea y que cree que la vida lo esquiva continuamente hasta el día que se da cuenta de que su viejo inodoro de madera tiene la capacidad de teletransportarlo de un lugar a otro.

Además, el premio del Jurado Joven al Mejor Cortometraje Internacional, dotado con 1.000 euros, fue a parar a ‘Cadoul de Craciun’, producción rumana dirigida por Bogdan Muresanu. El trabajo viaja hasta el 20 de diciembre de 1989, unos días después de la sangrienta represión del dictador en Timisoara, cuando la noche tranquila de un padre se convierte en una dura prueba cuando descubre que su pequeño hijo le envió una carta de deseos a Santa, pidiéndole el deseo de su padre: ver a Ceausescu muerto.

Finalmente, la artista palentina Ana Marcos se ha alzado con el I Premio de Creación Contemporánea MCIP ‘Versionadas’, dotado con 1.000 euros, con su obra ‘FREgando el olvido’, una instalación que muestra “una situación permanentemente en oposición contra la violencia ejercida contra la mujer mientras el tiempo incurre en el olvido”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí