Accesibilidad e inclusión: el futuro de apps y dispositivos de salud digital

Expertos constatan una intensa innovación en aplicaciones y dispositivos de salud digital, acelerada por la crisis de la COVID-19, por lo que ven fundamental incorporar a esta transformación tecnológica criterios de accesibilidad universal y diseño para todas las personas de manera que su puesta en práctica resulte inclusiva, en especial para las personas más vulnerables.

Esta es una de las recomendaciones del estudio ‘Accesibilidad en las aplicaciones y dispositivos de telemonitorización de la salud. Un acercamiento a la realidad’, al que ha tenido acceso Europa Press, publicado por Fundación ONCE para la Cooperación e Inclusión Social de Personas con Discapacidad.

El estudio busca realizar un diagnóstico sobre el panorama de la telemonitorización y elaborar un mapa en relación a los programas, aplicaciones y dispositivos de monitorización activa, control y supervisión de pacientes dentro del sistema público de salud español. El informe constituye una primera fase de aproximación para la posterior evaluación de tecnologías en este campo.

Los autores constatan que la pandemia de la COVID-19 ha puesto en valor las aplicaciones de telemonitorización al permitir la atención a distancia y el seguimiento de parámetros clínicos de pacientes en remoto, evitando desplazamientos innecesarios, tanto a centros de Atención Primaria como a hospitales.

Sin embargo, añaden, a pesar de la elevada penetración de dispositivos como smartphone, tablet, ordenadores, y de Internet de banda ancha, hacen referencia a la persistencia de una brecha digital, esto es, desigualdad en el acceso a equipamientos y, sobre todo, en las habilidades y el uso cualificado de Internet y las TIC que se da principalmente entre personas mayores y personas con discapacidad.

El informe revela que la telemonitorización activa, es decir, el seguimiento de los parámetros biométricos (frecuencia cardiaca, presión arterial, etc.) de pacientes en su vida diaria –quien desde su domicilio u otro lugar y de forma periódica remite al sistema sanitario estas medidas vía web, a través de un ordenador, tablet o smartphone– permite un protagonismo más activo así como toma de conciencia y responsabilidad de los pacientes en su propia salud.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí