AnaVet, ubicada en la C/ Villacasares, 2 (tlf: 979 16 21 35) ofrece servicio de medicina interna, radiografía, ecografía, laboratorio, cirugía, hospitalización, vacunación, identificación por microchip…

¿Qué consejos, a nivel general, nos darías para asegurarnos de que nuestro compañero estará perfecto en todo momento cuando nos vayamos de vacaciones?

Lo más importante a la hora de viajar con nuestras mascotas es revisar que se tienen al día las vacunas, en concreto la de la rabia, y las desparasitaciones, la externa y la interna, tanto por salud del animal, como si nos paran para hacer una inspección del pasaporte para ver si esta al día.

¿Es importante, antes de iniciar un viaje, ponernos en contacto con el veterinario para que éste nos dé las recomendaciones precisas y concretas para nuestros ‘peludos’?

Es muy importante informarse en el veterinario de las enfermedades de las que nuestra mascota se puede infectar en la zona donde vayamos a viajar, ya que hay las hay endémicas donde nuestra mascota corre mucho riesgo de contagiarse, por ejemplo, en zonas de Levante, por citar algo, con respecto a la Leishmaniosis, pero hay muchas más zonas y esa y otras enfermedades, con el cambio climático, se están extendiendo por el territorio, así que lo ideal es informarse y tomar medidas preventivas para no encontrarnos luego con sorpresas inesperadas.

¿Habrá casos en los que en función del destino tal vez haya que tomar medidas preventivas (vacunas) antes del viaje?

Sí, muy importante informarse, sobre todo, si nuestra mascota va a viajar a otro país, ya que en algunos sólo revisan que esté la vacuna de la rabia y un examen clínico en el pasaporte, pero otros exigen a la entrada del país una analítica de anticuerpos de rabia, y si no se dispone de ella, pueden dejar a la mascota retenida en cuarentena en el aeropuerto.

¿Es aconsejable preparar un botiquín propio para el peludo?

Por supuesto que si nuestro peque padece una enfermedad crónica que requiere medicación, no hay que dejársela de dar por estar de vacaciones, ya que son enfermedades que requieren de un tratamiento continuado. Si por el contrario el perrín ha padecido alguna patología que se ha dado en un momento puntual pero puede volver a pasarle, por ejemplo, una reacción alérgica severa, y vamos a ir a una zona donde la clínica más cercana esté lejos, sería recomendable tener en el botiquín alguna medicación, siempre, por supuesto, recomendada por nuestro veterinario, como rescate hasta acudir al centro veterinario más próximo.

Los perros son animales de costumbres, pero… ¿disfrutan junto a sus dueños de las vacaciones aunque les cambiemos un poco la rutina?

Nuestros perrines siempre van a preferir estar con su familia, así que aunque tengan sus rutinas, llevarles de vacaciones y sacarles de lo conocido también puede resultarles estimulante, no pasando lo mismo con los gatos que ellos sí que son muy rutinarios y los cambios les afectan más.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí