Cantabria mantiene 31 incendios forestales activos y con algunos que han generado situaciones de riesgo para infraestructuras y viviendas, según los últimas datos ofrecidos por el Ejecutivo regional

Desde las 19 horas de ayer, sábado, se han provocado 22 incendios forestales, lo que eleva a 56 los contabilizados en las últimas 24 horas.

Las zonas más afectadas son Ruente-Cabuérniga-Los Tojos; algunas áreas entre Váldaliga-Cabezón de la Sal-Udías-Alfoz de Lloredo, y también en Vega de Pas, ha informado en un comunicado el Gobierno regional.

Como consecuencia de estos incendios activos, durante la noche se han registrado situaciones de riesgo para infraestructuras y viviendas en los municipios de Cabuérniga, Ruente y Alfoz de Lloredo, aunque sin ninguna incidencia posterior.

Las situaciones de mayor riesgo a última hora, además de para el medio natural, se registran en la central hidroeléctrica de Vega de Liébana y en la localidad de Saja, en Los Tojos, donde se han desplazado equipos de los parques de Tama y de Valdáliga, respectivamente, con el fin de intentar evitar cualquier riesgo para la población.

Durante toda la tarde de ayer y noche han estado actual los operativos de la Dirección General de Biodiversidad de la Consejería de Medio Ambiente, junto con la brigada de refuerzo de incendios forestales con base en Ruente y al personal y helicópteros del 112, mientras las condiciones meteorológicas y de luz lo permitieron.

Se espera que a lo largo de la mañana y, sobre todo, a partir de la tarde, el cambio de las condiciones meteorológicas favorezca una mejora de la situación actual.

Desde el Ejecutivo se sigue solicitando la «máxima colaboración» ciudadana para no realizar prácticas de riesgo, ya que la quema está prohibida en toda la región y para cualquier información que pueda ayudar a identificar a los causantes de incendios pónganse en contacto con el 112, agentes del medio natural o Guardia Civil.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí