El Consejo de Cuentas de Castilla y León ha aprobado en el Pleno que se ha celebrado este viernes el inicio de otras dos fiscalizaciones correspondientes al plan de trabajo de este año, se trata de los servicios de asistencia técnica de las diputaciones provinciales de la Comunidad y de la gestión e implantación de la administración electrónica de las entidades locales.

Con estas dos nuevas fiscalizaciones son nueve los informes puestos en marcha desde el pasado mes de marzo por parte del órgano de control externo. Trabajos que se suman a las 13 fiscalizaciones que se hallan en fase de elaboración, algunas de ellas muy avanzadas, correspondientes al plan anual de 2019 y que se irán remitiendo a las Cortes.

Por otro lado, el presidente del Consejo, Mario Amilivia, volverá a comparecer en dos fechas ante la Comisiónvde Economía y Hacienda del Parlamento autonómico a lo largo del mes de julio para la presentación de distintos informes ya aprobados por el órgano de control y pendientes de este trámite, siete en la actualidad.

La fiscalización de los servicios de asistencia técnica de las diputaciones permitirá tener una imagen «clara» de estos servicios al tiempo que supondrá «poner al día» el último de los informes que profundizó en la estructura, organización y funcionamiento de estos servicios técnicos cuyo referente fue el ejercicio 2011.

Por su parte, la fiscalización de la implantación y gestión de la administración electrónica en las entidades locales tratará de verificar el ejercicio, por parte de las diputaciones, de sus competencias en relación con la prestación de los servicios de administración electrónica a los ayuntamientos de municipios con población inferior a 20.000 habitantes, y la observancia y aplicación por los ayuntamientos de entre 10.000 y 20.000 habitantes de la normativa sobre administración electrónica.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí