la Junta de Castilla y León reducirá los aforos al 50 por ciento en la Comunidad para tratar de frenar la expansión del coronavirus y ha pedido a la ciudadanía que limite su actividad al trabajo y al ocio con convivientes, familiares, compañeros de trabajo o amigos a los que ven habitualmente.

Así lo ha avanzado el vicepresidente y portavoz del Ejecutivo autonómico, Francisco Igea, en una rueda de prensa con motivo del Consejo de Gobierno de este jueves, el cual sigue reunido a esta hora.

Igea ha apuntado que la Junta va ampliar el catálogo de medidas para frenar la expansión de la enfermedad al tiempo que ha trasladado el mensaje de que la situación es «preocupante» ante una incidencia que «sigue creciendo».

Sobre este incremento, el vicepresidente ha reconocido que no se produce al ritmo de anteriores semanas, pero «sí a un ritmo que preocupa profundamente», por lo que resulta «muy importante» frenar este crecimiento para no verse «obligados a utilizar otras herramientas».

«Si no conseguimos bajar la incidencia vamos a tener un problema», ha advertido Igea, quien ha recordado el uso de la mascarilla de manera continuada, así como el mantenimiento de las distancias de seguridad o el lavado de manos a la entrada y salida de cada establecimiento.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí