La comunidad autónoma de Castilla y León registró durante el pasado mes de junio un total de 168 nuevas sociedades mercantiles (todas ellas sociedades limitadas menos una que fue anónima) con un capital suscrito por valor de 4,1 millones de euros.

Estas cifras representan un descenso del 21,1 por ciento en el número de sociedades mercantiles creadas en junio en comparación con el mismo mes del año anterior, el quinto mayor descenso de todo el país que cayó una media del 9,4 por ciento con subidas en cinco autonomías (Cataluña, País Vasco, Asturias, Murcia y Extremadura).

Además, Castilla y León registró un descenso del 11,5 por ciento en el número de sociedades mercantiles disueltas (45 en total), frente a un descenso del 11,4 por ciento de media del país. Se trata en este caso de la décima mayor caída a nivel nacional, que cayó en todas las comunidades salvo en cuatro (País Vasco, Aragón, Cantabria y Valencia).

Según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE) recogidos por Europa Press, Valladolid fue la provincia en la que se crearon más sociedades mercantiles nuevas durante el mes de junio (50) seguida de León (37); Burgos (22); Salamanca (15); Ávila y Zamora (10 respectivamente); Palencia y Segovia (8) y Soria con 7.

Además, en el mes de junio un total de 59 sociedades mercantiles de Castilla y León ampliaron capital por un total de 7,9 millones de euros suscritos.

El mayor incremento de capital se produjo en Valladolid (3,04 millones a cargo de 19 sociedades), seguida de Salamanca (1,5 millones por 11 sociedades), Segovia (868.000 euros por dos sociedades), Burgos (825.000 euros por cuatro sociedades), Zamora (440.000 euros por dos sociedades), Soria (346.000 por seis sociedades), Palencia (305.000 euros por seis sociedades), Ávila (304.000 euros por una sociedad) y León (252.000 euros por ocho sociedad).

Por su parte, en junio de 2020 se disolvieron en Castilla y León un total de 46 sociedades y de ellas cuatro sociedades se disolvieron por un proceso de fusión y el resto se disolvieron de forma voluntaria, menos siete que lo hicieron por otro método.

Finalmente, una sociedad de Castilla y León desembolsó dividendos pasivos por 67.000 euros y seis redujeron capital por 236.000 euros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí