Los Centros de Alto Rendimiento y de Tecnificación Deportiva Río Esgueva, en Valladolid, y Campo de la Juventud, en Palencia, reabren hoy algunas de sus instalaciones que los deportistas podrán utilizar por turnos que se establecerán de forma coordinada con los centros y las federaciones deportivas

Así lo ha señalado el consejero de Cultura y Turismo, Javier Ortega, durante su visita al recinto vallisoletano. La Junta, a través de la acción coordinada entre la Consejería de Cultura y Turismo y la Dirección General de Deportes, junto con los Servicios Territoriales de Valladolid y de Palencia, y los directores de los Centros Deportivos Río Esgueva y El Campo de la Juventud, han llevado a cabo las labores oportunas, para cumplir las medidas recogidas en dicha Orden, disponiendo unas normas básicas de protección sanitaria y de acceso antes de su apertura, de acuerdo con lo dispuesto en las medidas generales de prevención e higiene frente a la COVID-19 indicadas por las autoridades sanitarias.

A esto se suma la labor que desde el Centro Regional de Medicina Deportiva (Ceremede) se viene realizando, con la elaboración de unas pautas médicas para el reinicio de la actividad deportiva en dichos centros y con los exámenes iniciales a deportistas de alto nivel y alto rendimiento, previos a la vuelta a los entrenamientos, así como de su seguimiento posterior. Este examen lo pasaran también los entrenadores que acompañen a los deportistas, señala la Consejería a través de un comunicado remitido a Europa Press.

En Valladolid, el CEAR – CTD Río Esgueva, que aúna a varias modalidades deportivas con centros de alto rendimiento (Rugby) y de tecnificación deportiva, reconocidas a nivel estatal y autonómico, ha trabajado durante estas semanas, igual que el centro de Palencia, en las adaptaciones de las instalaciones y espacios del centro deportivo, procediendo a una desinfección previa del mismo, dotándose del material y equipamiento necesarios y definiendo un estricto protocolo para controlar el acceso, a fin de garantizar la seguridad sanitaria de deportistas y trabajadores.

En este sentido, se han acometido medidas tales como establecimiento de diferentes turnos y de recorridos, estaciones de limpieza en cada sala o espacio deportivo, control de temperatura, instalación de circuitos cerrados de TV o cartelería y señalética para preservar en todo momento la salud y la seguridad de todos.

APERTURA PROGRESIVA

Los propios espacios han sido ajustados al aforo máximo permitido y se ha determinado una apertura progresiva, primando las zonas exteriores (pista de atletismo, césped, gimnasio exterior), y algunas zonas interiores (módulo de atletismo, pabellón polideportivo, zona de deportes de combate, tenis de mesa, billar) con las especificaciones normativas. En las siguientes semanas se completará la apertura del resto de instalaciones, como el gimnasio interior o la piscina cubierta, añaden desde la Consejería.

En la Comunidad hay más de 800 deportistas de alto rendimiento certificados (a los que se añaden poco más de 2000, que forman parte de los núcleos de tecnificación deportiva), habitualmente utilizan las instalaciones una media de 300 deportistas diarios.

Y en esta primera etapa de la reapertura, mediante los aforos (hasta el 30 por ciento), se podría llegar a esas cifras, pero mediante los turnos, de manera ordenada y coordinada con los directores de los centros y los responsables de las federaciones. Se han establecido cuatro turnos, de dos horas como máximo, para poder proceder a la correspondiente limpieza y desinfección tras cada uno de ellos. Comenzarán a las 8.30 de la mañana y el último turno acabará a las 21.15 horas. Los sábados, por el momento, solamente habrá dos turnos, por la mañana.

Serán los responsables técnicos de las federaciones deportivas quienes determinen qué deportistas comenzarán a utilizar las instalaciones, priorizando por nivel deportivo, y estableciendo junto con los coordinadores designados por el centro deportivo, los turnos de entrenamiento para evitar aglomeraciones. Portarán consigo mascarilla y guantes para acceder, si bien en la instalación dispondrán de equipamiento protector adicional, por si lo necesitan.

NORMAS

Entre otras normas de utilización de las instalaciones están, por ejemplo, la realización de entrenamientos individualizados, sin contacto físico; mantenimiento de la distancia de seguridad (más amplia en caso de carrera); no compartir alimentos o bebidas entre deportistas; en las modalidades deportivas que impliquen uso de material propio de la instalación, éste será solicitado en la zona de conserjería y su uso será individual en todo caso.

El objetivo de estas medidas y del protocolo adoptado no es otro que el retorno a los entrenamientos y la posterior competición, vaya dirigido a proteger la salud general de la población, de los deportistas y la de todos aquellos que recuperen gradualmente su vida profesional vinculada al deporte, concluye el comunicado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí