El precio medio de la vivienda libre en Castilla y León aumentó un 2,9 por ciento en el primer trimestre de 2020 en tasa interanual, inferior al crecimiento del 3,2 por ciento anotado en España que registra, en este caso, cuatro décimas menos que en el trimestre anterior y su tasa más baja desde el primer trimestre de 2015, según el Índice de Precios de Vivienda (IPV) del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Se trata del mayor descenso de la tasa anual del precio de la vivienda que cayó en doce comunidades autónomas, lideradas por Castilla y León que pasa de un 5,0 por ciento a un 2,9 por ciento, 2,1 puntos menos.

Por su parte, los incrementos de la variación anual se produjeron en País Vasco, Islas Baleares y Principado de Asturias con subidas de cinco décimas en las dos primeras, y de una décima en la última, con porcentaje invariable en Andalucía y en Navarra.

Además, Castilla y León ha registrado la segunda mayor bajada trimestral, con un 0,6 por ciento menos, frente a una media del 1,1 por ciento en positivo. De hecho, los precios de la vivienda presentan tasas trimestrales positivas en el primer trimestre de 2020 en la mayoría de comunidades autónomas lideradas en este caso por País Vasco, Comunidad de Madrid y Comunidad Foral de Navarra, con incrementos del 2,7 por ciento, 2,5 por ciento y 1,8 por ciento, respectivamente.

Por tipo de vivienda, el precio medio de las de segunda mano en Castilla y León aumentó un 2,6 por ciento interanual en el primer trimestre, frente a un 2,7 por ciento en España que anota en este caso siete décimas menos que en el trimestre anterior y su menor alza en cinco años.

En el caso de las viviendas nuevas, su precio avanzó una media del 5,5 por ciento en el mismo periodo, inferior al 6,1 por ciento nacional que anota en este caso ocho décimas por encima del crecimiento interanual registrado en el último cuarto de 2019.

En tasa intertrimestral, los precios de la vivienda nueva en Castilla y León se aumentaron cuatro décimas mientras que en España se dispararon un 5,1 por ciento entre el cuarto trimestre de 2019 y el primero de este año, su mayor repunte desde 2007, cuando arranca la serie de esta estadística.

Por su parte, los precios de la vivienda de segunda mano cayeron un 0,7 por ciento cuando en España aumentaron un 0,4 por ciento, frente al descenso trimestral del 0,7 por ciento en este caso registrado en los últimos tres meses de 2019.

A nivel nacional, con el repunte del primer trimestre, el precio de la vivienda libre acumula ya 24 trimestres de crecimientos interanuales, aunque con tendencia a la moderación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí