Este es el escenario que Villada dibuja para las terrazas

Al no haberse presentado reclamaciones durante el plazo de exposición al público, queda automáticamente elevado a definitivo el acuerdo plenario inicial
aprobatorio de aprobación de la Ordenanza Fiscal Reguladora de terrenos de uso público por mesas y sillas con finalidad lucrativa en Villada

La presente Ordenanza regula la ocupación temporal de la vía pública, de otros
espacios públicos pavimentados que se encuentren en continuidad con la misma, o de
espacios privados de uso público, por terrazas vinculadas a establecimientos de
hostelería y otros asimilables.

Se excluyen de la aplicación de esta Ordenanza los actos de ocupación de vía pública de actividades de hostelería que se realicen con ocasión de ferias, fiestas, actividades deportivas y similares. Además, tiene por objeto establecer las condiciones técnicas, estéticas y jurídicas a que debe sujetarse la ocupación temporal de los espacios de uso público, tanto de titularidad pública como privada, que el Ayuntamiento considere adecuados para tal fin, con mesas, sillas y/u otros elementos vinculados a la actividad lucrativa de los establecimientos hosteleros.

La ocupación queda sometida a la previa obtención de la correspondiente autorización municipal y al pago de las tasas correspondientes, quedando prohibida la ocupación, sin ella, de las vías de uso público con cualquier tipo de mobiliario al servicio del establecimiento hostelero, sin perjuicio de que puedan ser precisas otras.

A efectos de la presente Ordenanza se entiende por:

a).- Terraza: conjunto de veladores y demás elementos instalados fijos o móviles
autorizados en terreno de uso público con finalidad lucrativa para el servicio de
establecimientos de hostelería.

b).- Velador: conjunto compuesto por mesa baja o alta y entre uno y cuatro asientos,
instalados en terrenos de uso público con finalidad lucrativa para el servicio de
establecimientos de hostelería, cuya ocupación será de 2,25 m2 como máximo.

c).- Instalación de la terraza:
 Primera instalación. – la realización de trabajos de montaje de la terraza en el
lugar habilitado.
 Instalación diaria. – montaje diario de los veladores al inicio de la jornada.

d).- Recogida de la terraza: la realización de los trabajos de desmontaje de los veladores
al finalizar la jornada diaria, y su apilamiento en lugar próximo al habilitado para su
montaje, o cerramiento en locales habilitados al efecto o cuando sea requerido por la
Autoridad Municipal en los supuestos previstos en la presente Ordenanza.

e).- Retirada de la terraza: la realización de los trabajos de desmontaje definitivo del
mobiliario, jardineras, mamparas y demás elementos fijos o móviles integrantes de la
terraza, al finalizar la temporada o cuando sea requerido por la Autoridad Municipal en
los supuestos previstos en el artículo 2 de esta Ordenanza.

Las terrazas que se pretendan instalar en la vía pública deberán cumplir los siguientes requisitos, sin perjuicio de las matizaciones que se puedan establecer en zonas especiales.
En todo caso, la instalación de la terraza no podrá realizarse hasta que no se obtenga la autorización expresa.
Se deberá garantizar la accesibilidad de vehículos de urgencia y/o emergencia, así como de mantenimiento, preservando de la ocupación, como mínimo, la anchura que se establezca en la normativa sobre seguridad en caso de incendio, tanto para su circulación como para las maniobras.

En consecuencia, los titulares de los establecimientos vienen obligados a atender, de modo inmediato, las instrucciones que se dicten para garantizar aquella accesibilidad, así como a colaborar para su cumplimiento, incluso cuando tales instrucciones impliquen la retirada total o parcial de la instalación.
No se colocará elemento alguno en la zona de itinerario peatonal accesible, que en todo momento debe quedar libre de ocupación.

Estando delimitado el espacio para la terraza, no se admitirá a los establecimientos hosteleros la colocación, fuera de él y en zonas de uso público, de mobiliario de cualquier clase como mesas de fumadores, carteles, ornamentos, máquinas expendedoras, etc…
No se autorizará la ocupación de la vía pública que tenga carácter permanente.

El aforo de la terraza en ningún caso será superior al aforo interno del propio
establecimiento. En el caso de que dos o más establecimientos optasen al mismo espacio, lo que puede ocurrir cuando sólo uno de los lados de la calle sea susceptible de
permitir la instalación de terrazas, éste se distribuirá de forma proporcional a las
superficies de los locales, teniendo que valorar la conveniencia de que surjan
múltiples terrazas de dimensiones excesivamente reducidas.

En el caso de encontrarse establecimientos hosteleros contiguos sus terrazas
separadas de la fachada se deberán encontrar separadas por un mínimo de 1 metro,
para lo cual deberá ceder 50 cm. cada establecimiento.

La longitud máxima de la terraza será la de la fachada del local que dé al tramo de vía en el que se pretenda ubicarla y donde necesariamente debe haber una puerta de acceso al establecimiento de uso público.

Si la superficie de la terraza permite la implantación de más de una fila de mesas y sillas, podrán disponerse como mejor convenga siempre que se permita el fácil acceso todas ellas, para lo cual se aconsejan pasillos intermedios, de un ancho mínimo de 0,40 metros, que faciliten el acceso de los camareros y usuarios a las mesas.

Para los viales de aproximación de los vehículos de los bomberos a los espacios de maniobra, en todo momento deberá garantizarse un ancho mínimo libre de 4 metros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí