El Ayuntamiento de Herrera de Pisuerga ha confirmado a través de su plataforma oficial la ejecución de diferentes trabajos encaminados a evitar inundaciones en la localidad como las acaecidas hace exactamente un año.
«En la noche del jueves 19 de diciembre de 2019, el río Burejo sufrió una importante crecida, poniendo en peligro al Barrio San Pedro y provocando inundaciones en las últimas viviendas de la avenida de Eusebio Salvador Merino, Bar la Piedad y gasolinera. En la mañana del viernes 20, el Pisuerga también se desbordó afectando a huertas y viviendas del Sotillo. Desde el Ayuntamiento de Herrera de Pisuerga se han estudiado actuaciones en distintos puntos del cauce, que se han ido realizando con los permisos y supervisión de la Confederación Hidrográfica del Duero y del Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León«, apuntan desde el Consistorio herrerense.
Añaden que «queda trabajo por hacer» pero las intervenciones «que considerarnos más críticas» ya se han ejecutado. «Aunque nunca se puede tener la total seguridad de que no se repitan episodios de inundaciones, seguiremos intentando minimizar los efectos de las eventuales crecidas«, concluyen los responsables municipales del Ayuntamiento de Herrera de Pisuerga.
Imagen. Ayto Herrera de Pisuerga

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí