La nueva EDAR de Grijota provoca un ‘efecto llamada’ sobre 27 empresas interesadas en su construcción

La dotación parte con un presupuesto de 7,6 millones de euros

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, presentó el pasado 15 de julio el convenio entre el Ayuntamiento de Grijota  y la Sociedad de Medio Ambiente de Castilla y León, Somacyl, para la construcción de una nueva estación depuradora de aguas residuales (EDAR).

Ahora ya conoce el número de empresas que se ha interesado por la construcción de la nueva dotación: 27.

La inversión prevista es de 7.615.483 euros -financiando el 20% el Ayuntamiento y el resto por Somacyl, con la colaboración del fondo europeo Feder-. Estas cantidades pueden verse rebajadas en la adjudicación final.

Las obras tendrán una duración de dos años y la puesta en servicio de la nueva depuradora para recoger las aguas residuales del municipio de Grijota beneficiará a casi 9.000 habitantes equivalentes.

Según este convenio, Somacyl realiza el mantenimiento y la explotación de esta nueva infraestructura durante 25 años.

El proyecto prevé la construcción de sendos emisarios, que suponen el 40 por ciento de la obra, para recoger las aguas residuales del núcleo de Grijota y de las urbanizaciones en el entorno de la carretera CL-615. Dichos emisarios se reunirán en la parcela donde se construirá la nueva EDAR, diseñada para tratar un caudal medio de 74,48 metros cúbicos por hora y con capacidad máxima para un caudal punta de 446,85 metros cúbicos por hora.

Además de las líneas de aguas y de fangos propias de las estaciones depuradoras y del correspondiente tratamiento biológico, en Grijota está proyectado también un edificio para alojar la sala de control y un segundo edificio industrial para alojar los cuadros eléctricos, las soplantes del tratamiento biológico y los equipos de deshidratación de fangos.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí