O se pone en orden o no hay futuro en la Mancomunidad El Carmen, futuro a muy corto plazo. Orden en lo económico, que es lo que prima en el funcionamiento de estas entidades supramunicipales, las mancomunidades, expuestas a los vaivenes que producen los impagos de cuotas por parte de sus integrantes. Impagos que se alargan en el tiempo y que llegan a acumularse durante años.

Tanto es así que en El Carmen, formada por los ayuntamientos de Barruelo de Santullán, Brañosera, Mudá, San Cebrián de Mudá y Salinas de Pisuerga, llevan meses trabajando en encontrar la fórmula que asegure el futuro de la entidad y con ello, el futuro también del servicio que presta.

Algunas localidades no han ocultado su descontento con el panorama económico que presenta la mancomunidad. De hecho, ha habido incluso quien ha dejado caer la posibilidad de la disolución del ente.

Algunas cifras pueden servir de referencia para entender qué ocurre en El Carmen y por dónde pasaría la viabilidad.

Barruelo o Brañosera aportan 55 euros por vecino. Otras localidades no llegan a los 20 euros por habitante.

Es evidente que el sostenimiento económico de la Mancomunidad ha de ser actualizado o, al menos, es lo que se defiende desde algunos Consistorios. Los anticipos han sido la fórmula elegida hasta ahora. A partir de noviembre, El Carmen decidirá.

La Mancomunidad El Carmen renovó en el año 2019 sus cargos. En esta nueva andadura, el alcalde de Barruelo de Santullán, Cristian Delgado fue elegido presidente.

La Mancomunidad norteña está formada por los municipios de Barruelo de Santullán, Brañosera, Mudá, San Cebrián de Mudá y Salinas de Pisuerga. El órgano está compuesto por seis consejeros, uno por localidad, salvo Barruelo de Santullán, que tiene dos.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí