osezno vivo osa despeñada
El osezno de la osa despeñada en la montaña palentina se encuentra con vida en una cueva.
-Publicidad-

La prioridad se centra en aportar alimentación de soporte a ambos plantígrado e intentar comprobar el alcance de las lesiones

La Junta confirmó que el osezno de la osa adulta que se despeñó en la Montaña Palentina a consecuencia de la lucha y el ataque por un oso macho sigue con vida, el cual se encuentra refugiado en una cavidad tal y como se ha apreciado en el registro de imágenes gracias a las cámaras instaladas en la entrada a la osera donde se refugiaron.

En un comunicado, señalaron que la prioridad se centra en aportar alimentación de soporte, tanto a la osa como al osezno, e intentar comprobar el alcance de las lesiones de la osa para valorar su viabilidad o si el osezno tuviera que ser capturado para lograr su supervivencia y llevado a instalaciones especializadas hasta que alcance el peso y edad adecuadas.

Este protocolo ya se aplicó con éxito en los años 2019 y 2020 con los oseznos Saba y Éndriga que, tras su paso por las instalaciones de aclimatación en condiciones de semilibertad que la Junta posee en la finca de Valsemana (León), pudieron ser reintroducidos con éxito en la Cordillera Cantábrica.

Heridas sin valorar

Los técnicos de la Junta y de la Fundación Patrimonio Natural de Castilla y León monitorizan la cueva desde el pasado lunes con cámaras endoscópicas y pértigas, pudiendo confirmar entonces que la osa adulta estaba viva.

Lo que no se ha podido valorar aún es su estado, debido a las importantes heridas que se estima (por los restos de sangre que se encontraron) sufrió durante la caída. A consecuencia de esa misma precipitación al vacío el oso macho con el que se estaba peleando para proteger a su cría, murió.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí