Denuncias en el dispositivo de control de acceso de vehículos de los vendedores del rastro

La Policía Local de León ha tramitado nueve denuncias en el dispositivo de control de acceso de vehículos de los vendedores del rastro dominical, ocho de ellas por conducir sin cuidar la disposición de la carga y otra por circular careciendo del seguro obligatorio.

Agentes policiales controlaron también la ubicación y distancia entre los puestos del mercado, extendiéndose los mismos desde la mencionada glorieta hasta la altura aproximada de la calle 24 de abril y ha formulado denuncias a siete puestos por no tener autorización para su colocación durante la jornada.

Además, según el comunicado del Ayuntamiento recogido por Europa Press se ha vigilado especialmente el cumplimiento de las medidas contra la COVID-19, en cuanto al uso de mascarillas y demás protocolos de seguridad.

Por otro lado, hacia las 17.30 horas, la Policía Local ha efectuado el control y seguimiento del número de veladores autorizados a los establecimientos de hostelería, restauración y locales de ocio nocturno de la zona del barrio Romántico y ZAS, siendo propuesto para sanción el bar- restaurante ‘La Nueva Ruta Jacobea’ al superar en seis veladores el total de autorizados.

Asimismo, a las 19.30 horas, agentes policiales han sido requeridos por el inspector de limpieza del Ayuntamiento de León en la plaza de San Marcelo y en la calle de Burgo Nuevo, con motivo del estado de la limpieza en la que se encontraban las terrazas de varios locales.

Se ha procedido a informar a los responsables de los establecimientos de la obligación de mantener el mobiliario en las debidas condiciones de seguridad y ornato, siendo responsables de la limpieza del espacio público afectado por su actividad y debiendo limpiarlo con la frecuencia precisa, retirando los materiales residuales resultantes.

A las 23.30 horas, una patrulla de la Policía Local ha percibido música a un elevado volumen en el bar Cardo, en la calle Caño Badillo, identificando a la encargada del local e informando de la denuncia por ruidos, quedando asimismo pendiente de denuncia por no presentar la preceptiva licencia, por lo que se informa a la unidad SEPAR.

Por último, hacia las 2.25 horas del día siguiente, agentes del cuerpo policial local han observado en la plaza de San Marcelo un vehículo circulando por la acera a gran velocidad a la salida del aparcamiento situado en la citada plaza, identificándose al conductor y avisando al equipo de atestados para someterle a las pruebas de la alcoholemia.

El conductor ha arrojado un resultado positivo de 0.65 miligramos de alcohol por litro de aire aspirado, por lo que se instruyeron diligencias enviadas al Juzgado de Instrucción número uno de la capital.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí