Esta edición que tienes en tus manos (la edición papel de Palencia Invierte de junio), para los que formamos Palencia Invierte desde hace más de veintiún años y medio es, sin duda, muy especial. Como podéis imaginar, tras un parón forzoso provocado por la pandemia, por fin, una vez terminado el estado de alarma, recuperada la movilidad y demostrado que el papel no transmite el virus, volvemos con mucha ilusión a publicar en formato papel nuestro periódico mensual Palencia Invierte.

Igualmente seguiremos con la edición en formato digital interactiva, que según nos vais contando en vuestros mensajes, tanto os está gustando -por daros algún dato- que en los últimos 14 meses hemos tenido 1.857.367 páginas vistas del periódico Palencia Invierte por nuestros lectores digitales, y sólo el mes pasado hemos tenido 147.362.

Y como Internet no tiene fronteras, esta pequeña e independiente publicación ha sido vista en todas las comunidades de España, absolutamente todas, llegando además a verse en países como Estados Unidos, Irlanda, Bulgaria, Alemania, Francia, Italia, pasando por México, Venezuela, Colombia y Brasil algo factible por el idioma y la cantidad de lugareños de esos países que habitan en Palencia pero más insólito o curioso resulta que nos lean o, sobre todo, vean en Israel, Angola, e incluso Camboya, Malawi, y hasta Indonesia… Todo eso ha sido posible gracias al esfuerzo de mis compañeros de equipo que lo han dado todo una vez más, reinventándose y adaptándose a las nuevas situaciones vividas y gracias también por supuesto, a vuestra confianza, a los miles de seguidores y lectores del Invierte que, mes tras mes, nos habéis ayudado a compartir cada edición con vuestros familiares y amigos por doquier, llevando el nombre de Palencia y sus empresas por todos los confines del planeta (71 países).

Pensando sobre estos duros 14 meses pasados creo, sinceramente, que el mejor homenaje que podemos hacer a los 449 fallecidos a causa del Covid en Palencia y a todos aquellos seres queridos que hemos perdido por otras enfermedades o trágicos accidentes en cualquier lugar del mundo, es el de seguir luchando por ellos, difundir su legado aprendido, llevarles en nuestra memoria y corazón y seguir dando pasos firmes y seguros en esta lenta vuelta a la tan deseada y esperada normalidad.

Pienso que cada vez está la luz más cerca al final del túnel, la inmunidad de grupo, por fin, cada mes es más alcanzable, la vacuna ya es una realidad cotidiana que, más pronto que tarde, todos tendremos. Por otra parte, esperemos que el buen tiempo, junto con los días más largos, nos ayuden también a seguir avanzando en nuestras economías y negocios tan maltrechos por esta pandemia. Es el momento de seguir trabajando y continuar confiando en nuestras empresas de proximidad, es momento de apostar por esta provincia y sus negocios. Os aseguro que si consumimos productos y servicios de proximidad en nuestra provincia, podremos salir mejor parados y reforzados, es un esfuerzo que todos juntos debemos hacer. En nuestras manos está.

Buen mes a todos. Ánimo, fuerza y, sobre todo, cuidaos mucho.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí