En el día de hoy comienza a aplicarse la nueva Ley de Tráfico por la que la velocidad en vías urbanas se establece en un máximo de 30km/h

“Hoy comienza un nuevo hito en la evolución de las ciudades. Hoy damos un paso adelante para que éstas sean más de los peatones”. Con estas palabras el jefe provincial de Tráfico, Fernando Alonso, ha dado comienzo al análisis de la nueva Ley de Tráfico, en concreto de la modificación del Reglamento General de Circulación que rebaja el límite de velocidad en las vías urbanas a 30 km/h.

Una medida que según ha señalado Alonso persigue dos claros objetivos, por un lado, proteger la vida de los peatones ya que con la reducción de 50 a 30 km/h de velocidad de circulación en vías urbanas también se reducirá un 80% la posibilidad de que un peatón que haya sido atropellado fallezca. Por otro lado, también se pretende reducir la contaminación tanto acústica como ambiental.

 

“En el siglo XX nuestros abuelos y padres idearon las ciudades para el gran protagonista de entonces, que era el vehículo, con calzadas anchas y aceras estrechas, algo con lo que se multiplicaron los accidentes, las personas fallecidas y se llenaron las ciudades de contaminación acústica y atmosférica. En el siglo XXI empezamos a idear ciudades en las que el protagonista es el peatón”, indicó Alonso.

Por su parte, la concejal de Tráfico, Carolina Gómez, señaló que se van a colocar badenes en diferentes puntos de la ciudad como puede ser en la calle Jardines y en la calle Ramón Carande, entre otras.

Cabe recordar que con esta modificación del Reglamento General de Circulación quedan limitadas a 30km/h las vías urbanas de un único sentido, incluso a 20 km/h o menos en algunos casos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí