-Publicidad-

La presidenta de la Diputación de Palencia, Ángeles Armisén, se reunía esta mañana en la sede de RENFE en Madrid con la directora general de viajeros de la compañía, Sonia Araújo y el director general de negocio, Ignacio Rodríguez. El objetivo de la reunión ha sido reclamar a la compañía de transporte varias cuestiones. 

La primera, la necesidad de ampliar la declaración de servicio público la línea Valladolid-Madrid hasta Palencia. Un aspecto que significaría tener un servicio AVANT que conecte la capital de España, a un precio razonablemente asequible al usuario.

Por otro lado, Armisén ha solicitado la mejora de las frecuencias del servicio, para  contar con un tren que permita a los palentinos llegar a Madrid más temprano. 

Además, la presidenta de la institución provincial ha recordado a Araújo la necesidad de mejorar la conexión de los trenes cercanías y reponer todas las frecuencias suprimidas con motivo de la pandemia. Dentro de esos servicios, se ha incidido en la necesidad de mejorar en la conexión y permeabilidad entre Palencia y Valladolid, para alcanzar una movilidad eficiente en el abundante flujo de viajeros diarios entre ambas ciudades.

Finalmente, cabe destacar la solicitud de flexibilización definitiva de los bonos AVANT, puesto que es una medida muy necesaria para los viajeros recurrentes que, por ejemplo, por motivos de teletrabajo necesitan trasladarse puntualmente todas las semanas a la capital de España. 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí