JULIO GANCEDO – Delegado del servicio de la empresa Urbaser en Palencia

Urbaser viene desde mediados del mes de septiembre prestando el servicio de recogida de papel y cartón en la capital de Palencia. Con los datos recogidos en esta segunda mitad de año ¿podría decirse que Palencia es una ciudad concienciada con este tipo de reciclaje?
Según los datos que disponemos, en el año 2017 se recogieron 1.608 toneladas de papel y cartón, lo que supone una media por habitante de 20,51 Kg. En el año 2018 se recogieron 1.666 toneladas con una media por habitante de 21,25 Kg. En el 2019 se recogieron 1.592 toneladas, 20,3 Kg por habitante.
Extrapolando los datos de los meses que hemos recogido a todo el año, se recogerán en este ejercicio 1.778 toneladas y 22,68 Kg por habitante.
En el caso de nuestra Comunidad Autónoma, la media de las capitales de provincia en 2019 es de 21,99 Kg/habitante/año, por lo que ese año estuvimos algo por debajo y lo superamos en 2020. Si bien cabe interpretar que este año ha sido algo especial por la situación del COVID.
La capital que mejor se comportó el año pasado fue León, con 32,2 Kg por habitante, lo que nos da margen para seguir mejorando en Palencia.

¿Es necesario seguir sensibilizando a la población de que el papel y el cartón no son basura sino un recurso? ¿Qué les diría para concienciarles?
Sí, el papel y cartón no es un residuo, es un recurso reciclable y se le puede dar varias vidas. Con ello evitamos la tala de árboles de donde procede la materia prima. Los árboles nos proporcionan oxígeno, paisajes y vida.

Hay parte de la población que, equivocadamente, sigue creyendo que a pesar de separar los residuos y depositarlos en su correspondiente contenedor luego, una vez llegados al centro de tratamientos se mezclan. Cuéntenos a grandes rasgos cómo se procesa el papel y cartón una vez se recoge de los contenedores y hacer ver así a la población que el gesto de reciclar sí tiene un sentido y un valor…
El papel y cartón se recoge separadamente de otros residuos, esto es fundamental para iniciar el reciclaje, así como que no esté contaminado por otros restos.
Una vez depositado en las instalaciones del recuperador, éste los selecciona por tipos y los prensa y embala para su traslado a la fábrica de papel.
En la fabricación del nuevo papel y cartón ahora sólo se usan productos y medios no contaminantes, algo que ha mejorado mucho la protección al medioambiente.

Con un gesto tan sencillo como separar el papel y cartón en nuestros hogares y depositarlos en el contenedor azul no solo ayudamos a mejorar el medioambiente sino que además se fomenta la creación de empleo…                                                 Es cierto. La recogida de los contenedores, el triaje, separación de los distintos materiales, el transporte a fábrica y su nueva fabricación implica el empleo de mano de obra y genera actividad económica.
Es otro punto importante a tener en cuenta.

¿Podría darnos algún consejo para reciclar papel en casa o en la oficina?
En los domicilios particulares sabemos que en general no tenemos mucho espacio para almacenar, pero como bajamos con frecuencia los otros residuos podemos aprovechar el viaje para transportar el papel y cartón.
Es importante que el material vaya limpio, no contaminado por grasas, por ejemplo, ya que impide la gestión y muy importante, que los vecinos y el comercio no dejen los cartones en el suelo del contenedor, para los trabajadores de la recogida y la limpieza supone un sobreesfuerzo evitable.
En las oficinas se puede separar el papel blanco del resto y se puede hacer una recogida específica con gestores especializados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí