Entrevistamos a Teresa de Prado, directora de la Escuela Oficial de Idiomas de Palencia, que mantiene abierta su matrícula para el curso 2022-2023

Hasta el 9 de septiembre permanece abierto el plazo de admisión extraordinaria para la Escuela Oficial de Idiomas de Palencia. ¿Hay plazas libres?

Realmente tenemos plazas en todos los idiomas y niveles. Aunque haya finalizado el primer periodo de matriculación, la mayoría lo hace hasta el 9 de septiembre. Además, a finales de septiembre salen las plazas que han quedado libres. Normalmente nadie se queda sin plaza, en todo caso, se corre el riesgo de no disponer del horario preferido. En horario de mañana es posible cursar inglés, mientras que el conjunto de la oferta (inglés, francés, italiano, alemán y español para extranjeros) se oferta en horario de tarde en distintas franjas horarias a partir de las 16:15 horas.

Las clases duran dos horas y son dos días a la semana, y uno o dos viernes al mes, alternos. En total, son unas 120 horas al año y siempre decimos que, por tan solo 162 euros, realmente el precio es imbatible, porque incluye tanto la enseñanza como la certificación y no es necesario pagar tasas adicionales por examinarse para la certificación, como ocurre con las academias.

La EOI es el centro oficial de referencia y una larga trayectoria a sus espaldas. ¿Cuáles son sus señas de identidad?

El pasado curso hemos cumplido los 35 años. Nos define, en primer lugar, que es una enseñanza pública con profesorado cualificado y con tres sedes, en Palencia, Guardo y Aguilar de Campoo (en estas dos últimas, únicamente para la enseñanza de inglés). A lo largo de todos estos años nos hemos ido adaptando a los cambios en los planes de estudio y ofrecemos una enseñanza de acuerdo con el Marco Común Europeo de las Lenguas, con todos los niveles desde A1 hasta C1, a excepción de Francés, donde llegamos hasta el nivel máximo de C2. Unas certificaciones que están reconocidas a nivel nacional e internacional gracias a ese Marco Europeo.

Teresa de Prado, directora de la Escuela Oficial de Idiomas
Teresa de Prado, directora de la Escuela Oficial de Idiomas

Además, enseñamos todas la competencias: expresión y comprensión escrita y oral e incluso mediación, orientada a que el alumno sea capaz de mediar entre otros hablantes que no comprenden bien la lengua. Y todo esto con un enfoque moderno: no se aprenden las lenguas como hace 30 años, sino que actualmente el enfoque es mucho más participativo, comunicativo y dinámico. Hay que destacar también el ambiente del centro, que es distendido y agradable, gracias también a nuestras actividades culturales.

Viajes, jornadas culturales, Erasmus+… Háblenos de esas actividades de inmersión

Nuestras actividades culturales y extraescolares se desarrollan a lo largo de todo el curso. La pandemia nos obligó a pararlas, pero esperamos retomar toda esa programación de inmersión lingüística: hemos hecho viajes a Francia y varios países de habla inglesa, talleres gastronómicos, conciertos, conferencias, clubes de lectura, práctica oral con auxiliares de conversación…

Y este curso, como novedad, nos acaban de conceder la acreditación Erasmus+, que nos va a permitir disfrutar de movilidades y acciones tanto para docentes como para alumnos; visitas de profesores visitantes, expertos… Estamos muy contentos de incorporar este programa por primera vez.

“Cualquiera puede acceder a niveles superiores de manera directa con el título de ESO o de Bachillerato”

Los cambios en los últimos años favorecen una mejor conciliación. ¿Qué opciones ofrecen?

En primer lugar la facilidad de acceso: si no conoces el idioma y quieres empezar de cero, accedes al nivel básico, A1. Pero cualquiera puede acceder a niveles superiores: con el título de ESO o de Bachillerato, si tienes otras titulaciones o simplemente si realizas la prueba de clasificación, que se hace vía online de manera sencilla.

Por otro lado, existe el mito erróneo de que la asistencia es obligatoria, algo que se eliminó hace varios años: solo se controla en el caso de alumnado menor de edad, por una cuestión de responsabilidad, y estudiantes becados.

Si un adulto no acude a clase, pierde obviamente la práctica y aprendizaje de esa sesión, pero puede examinarse sin problema. Por otro lado, tampoco es cierto que se exija un 6 para promocionar de curso, como se cree erróneamente. La normativa cambió y se pasa al siguiente nivel con un cinco, aunque es cierto que para certificar hay que obtener un 6,5, pero en esa evaluación se compensan unas partes con otras, ya que los exámenes de se dividen en cuatro o cinco partes.

También existe la posibilidad de presentarse a las pruebas libres. ¿En qué consiste?

Aquellas personas que no tienen posibilidad de asistir a clase pueden matricularse en marzo y examinarse en junio, y las partes que no queden aptas, en septiembre. Hay que recordar que los exámenes son los mismos para todas las escuelas oficiales de Castilla y León: la Prueba Unificada de Certificación. No obstante, como la asistencia no es obligatoria, yo animaría a la gente a la matriculación oficial, porque eso les permite acudir cuando puedan, contactar con el profesor, acceder al aula virtual, etc.

Por otro lado, disponemos de un curso específico de inglés a distancia, That’s English, que tiene su propia metodología, libros de texto y plataforma de aprendizaje. Los exámenes coinciden con los de la EOI, ya que es la misma certificación. La única diferencia es que cada curso está dividido en dos módulos, de manera que puedes examinarte en enero del primer módulo y en mayo del segundo, por si no pudieras realizar el curso completo. Estos alumnos estudian en casa con el apoyo de los materiales y vienen a la escuela a practicar la expresión oral.

¿La EOI es apta para todas las edades?

Exacto, y animamos especialmente a la gente mayor a matricularse, porque para los adultos también tiene muchos beneficios aprender idiomas: estimula la inteligencia y favorece la socialización. Además, los alumnos se sueltan y se animan a viajar más e incluso participar en los viajes que nosotros organizamos.

Aprender idiomas es una apertura al mundo, pero también a la cultura y el ocio, porque te permite ver cine, leer, oír música… Este año, además, ya no vamos a tener restricciones por el Covid, especialmente la mascarilla, que dificultaba la comunicación, por lo que es un buen momento para matricularse.

-Publicidad-

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí