La reforma del Reglamento de la Conferencia de Presidentes en la que está trabajando el Gobierno contempla, entre otras cosas, que este órgano de trabajo multilateral podrá ser convocado a petición de las comunidades autónomas, pero necesitarán sumarse al menos diez mandatarios autonómicos para forzar reuniones de este foro al margen del jefe del Ejecutivo.

Así se desprende del borrador, al que ha tenido acceso Europa Press, que el Ministerio de Política Territorial presentará este viernes a todas las comunidades autónomas en el comité preparatorio, de impulso y seguimiento de la Conferencia de Presidentes que se celebrará en la isla de La Palma a principios de año.

En concreto, el Gobierno quiere dar a las autonomías la posibilidad de citar este foro –actualmente solo lo puede convocar el jefe del Ejecutivo–, si bien tendrían que adherirse a esta petición al menos diez presidentes. En la actualidad, hay nueve autonomías gobernadas por el PSOE, seis por el PP –contando a Ceuta–, una por el PRC, otra por ERC, otra por el PNV y Melilla por Ciudadanos.

DOS REUNIONES POR AÑO

Además, contempla un aumento de la periodicidad anual de esta reunión, que pasará a celebrarse al menos dos veces al año. Otra de las novedades que incluye este borrador es que la convocatoria incluirá el orden del día, la fecha y el lugar de la reunión y deberá remitirse con al menos siete días naturales.

Precisamente el orden del día es uno de los puntos que se incluyen en este borrador del Reglamento, apuntando a que será fijado por el Comité preparatorio con la conformidad de su presidente y de diez comunidades autónomas.

MAYOR PODER AL SENADO

Asimismo, se da un impulso al Senado, habida cuenta de que se le incluye como una de las instituciones que pueden incluir asuntos en el orden del día, junto al jefe del Ejecutivo, la mayoría de los representantes del conjunto de las comunidades autónomas y las Conferencias Sectoriales.

Lo que sí se mantiene es que la sede natural de la Conferencia de Presidentes sea la Cámara Alta, sin perjuicio de que sea posible que celebre sus reuniones en el territorio de cualquier comunidad autónoma, como ha sido el caso de las últimas citas en La Rioja, Salamanca y la próxima reunión en la isla de La Palma.

Otra de las novedades es que los presidentes autonómicos podrán, por raoznes excepcionales y previa autorización del Comité preparatorio, asistir por medios electrónicos, siempre que los miembros participantes se encuentren en territorio español y quede acreditada su identidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí