El grupo Renault finalizó el primer semestre del año actual con un beneficio neto de 368 millones de euros, en comparación con las pérdidas de 7.386 millones de euros contabilizadas en el mismo período de 2020, según datos publicados por la empresa francesa.

La multinacional automovilística explicó que la vuelta a los ‘números negros’ en la primera mitad del año es consecuencia del incremento de la demanda por la recuperación del mercado y también de los resultados que está dando la aplicación del plan estratégico Renaulution.

La compañía destacó que está implementando un plan de ahorro de costes fijos de 2.000 millones de euros y afirmó que este se ejecutará «con un año de antelación». Renault ya ha conseguido ahorrar 1.800 millones de euros, de los que más de 600 millones se concentraron este semestre respecto al mismo período de 2019.

La corporación del rombo logró unos ingresos de 23.357 millones de euros, un 26,8% de subida respecto a 2020, aunque representa una disminución del 16,7% en comparación con 2019, último año antes de la pandemia del coronavirus.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí