-Publicidad-

Detienen a una mujer y a un joven por presuntos atentados a la autoridad tras ser parados por la policía los vehículos en los que viajaban, uno de ellos conducido en dirección contraria y con exceso de alcohol

No son muchas las ocasiones que los agentes de la Policía Local llegan a detener a alguien por enfrentarse a ellos. Pero este fin de semana lo han tenido que hacer en dos ocasiones y en ambas a causa de los coches. El caso más llamativo se dio en la noche del domingo, cuando los efectivos policiales detectaron, gracias al testimonio de varios testigos, a un vehículo circulando en sentido contrario.

Lo hacía por la calle La Puebla, para continuar por el Paseo del Salón hacia la Huerta de Guadián. Dado el alto al vehículo se comprobó que el conductor, un varón de 46 años arrojaba un resultado en el test de alcoholemia de 0,70 mg/l en aire expirado, por encima de los 0,60 que marca el delito.

Sin embargo, la Policía Local no tuvo problemas con el hombre. Los tuvo con su acompañante, una mujer de 42 años que, según indica el parte de la Policía Local, “se encuentra en todo momento actitud agresiva”. Tanto, que de primeras se niega a ser identificada. Posteriormente trata de montarse en el vehículo en varias ocasiones “con intención de abandonar el lugar” llegando a arrancar el vehículo “en un momento dado, si bien uno de los agentes logra quitar las llaves del contacto antes de ponerse en movimiento”, indica la Policía.

La actitud de la mujer no quedó aquí, sino que viendo obstaculizado su plan de fuga, siempre según el parte de la Policía Local de Palencia, comienza a lanzar manotazos a los policías, llegando a arañar en varias ocasiones a uno de ellos.

Ante estas circunstancias la Policía Local procedió a la detención de ambos. Al hombre por un presunto delito contra la seguridad del tráfico y a la mujer por atentado a la autoridad.

Controles.

El mismo resultado, conducido a la Comisaría, tuvo un joven al enfrentarse también a los agentes. El vehículo en el que viajaba fue parado en un control y el joven, de 23 años se negó, primero a ser identificado y posteriormente a ser registrado, agrediendo a uno de los policías del operativo.

Otro ocupante de un vehículo fue denunciado en un control. Este no por actitud agresiva sino por portar una navaja tipo mariposa de 11 centímetros de hoja.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí