San Salvador de Cantamuda.

El puerto de Piedrasluengas desde Cervera, en la Ruta de los Pantanos y en otros tramos de la Ojeda y la Valdavia son obligatorias las cadenas

Los Reyes Magos han traído a Palencia la primera nevada del año. No solo en la zona septentrional de la provincia, sino que también se han dejado ver algunos copos en la zona sur y en la capital.

Sin embargo, a estas horas (16,00 horas), los mayores problemas se dan en la Montaña Palentina, si bien la principal conexión con Cantabria, la A-67, permanece en nivel verde, abierta con precaución, según la DGT.

Pero en la Montaña, ya hay carreteras en las que es obligatorio el uso de cadenas o neumáticos de invierno para transitar y están cerradas al paso de camiones y vehículos pesados.

Son el caso de la CL-627 entre Cervera de Pisuerga y el límite con Cantabria, dentro de la red principal autonómica. En la red secundaria de la Junta, las cadenas son obligatorias en la P210 (Ruta de los Pantanos) entre Cervera y Velilla, así como en todas las carreteras que nacen de esta para llegar a los pueblos que la jalonan.

Más en el sur ha problemas desde Cantoral de la Peña a casi Congosto de Valdavia (P-225), por lo que se hace obligatorio el uso de cadenas, así como en el tramo que de la P-227 entre Olmos de Ojeda y la CL-626 en Dehesa de Montejo.

Estado en el que se encuentra la A-231 a su paso sobre la A-67 en Osorno.
Estado en el que se encuentra la A-231 a su paso sobre la A-67 en Osorno.

En el resto de las carreteras de la zona norte de la provincia, la Junta de Castilla y León aconseja circular extremando la precaución por la presencia de nieve en la calzada. Es más, hace extensible esta recomendación a toda la A-231 que cruza la provincia a la altura de Osorno y Carrión de los Condes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí