El Aguilar Film Festival contará este año con 36 cortometrajes en la Sección Oficial

La Sección Oficial del 33 Aguilar Film Festival, que se celebra del 3 al 9 de diciembre en Aguilar de Campoo contará este año con 36 cortometrajes, de los cuales, 18 de ellos son producciones internacionales, mientras que la mitad restante son películas españolas.

La máxima categoría competitiva del festival, ha programado una selección donde se dan cita la ficción, con 14 cortometrajes; el documental, con 11 títulos; y la animación, con 12, de los cuales 4 de ellos también son del género documental. El festival combina de nuevo títulos dirigidos por directores de larga trayectoria con otros realizados por nuevos talentos y emergentes.

Entre los primeros se encuentra David Pérez Sañudo, cuyo largo Ane ha sido recientemente galardonado con tres Premios Goya, que presenta Vatios, una cinta en castellano y euskera que aborda el drama de una ciclista vasca que aúna el dopaje con el confinamiento en 2020. Brandán Cerviño, es otro joven cineasta que compite con A comuñón da miña prima Andrea (Mejor Cortometraje en Visions du Réel),  que introduce el humor en una cinta documental donde se muestra el punto de vista de una niña, a partir de la edición de vídeo, del momento religioso que está viviendo.

Guillermo Benet , que acaba de estrenar su primer largometraje, Los inocentes, regresa a Aguilar FF con Está amaneciendo , quien al igual que Sañudo también compite por el premio Castilla y León, y el canario Víctor Moreno, con una larga filmografía de premiados largos documentales y cortos, salta a la ficción en Lovebirds, donde la soledad de un hombre en un hotel durante la pandemia adquiere tintes surrealistas.

Entre los estrenos en España de la 33ª edición del Aguilar Film Festival se encuentra Memory, corto documental de Nerea Barros, ganadora de un Goya a mejor actriz revelación por La isla mínima en 2014, que cuenta las condiciones de vida de una familia que vive en un lugar, donde hace décadas había un mar que ahora ha desaparecido. El festival también acoge la premier mundial de 25, un documental diferente y original que aúna cortometraje con una suerte de videoblogging, todo ello como parte de un proyecto musical de la cantante Roberta Nikita.

En esta selección también se podrá disfrutar de cortos realizados en escuelas de cine como La fiesta del fin del mundo, propuesta enmarcada en el confinamiento, de la Escuela de Cine y del Audiovisual de la Comunidad de Madrid (ECAM) y premiado recientemente en Alcine. Este trabajo, dirigido por Gloria GutiérrezPaula González y Andrés Santacruz, es un viaje en el espacio y el tiempo de dos personas que, a pesar del encierro, utilizan la tecnología para imaginarse juntos en otros lugares.

Otras apuestas de interés son el corto de ficción andaluz Calor infinito, de Joaquín León; y El Amor amenazado, de Héctor Herce, dos obras rabiosamente juveniles, una de las temáticas dominantes en esta nueva edición de Aguilar Film Festival.

La competición internacional ofrece documentales destacados, como Imperdonable, de la leonesa Marlén Viñayo, que trata la homosexualidad en una cárcel de El Salvador, y que fue galardonado con el premio al mejor Cortometraje en el prestigioso IDFA y también galardonado en Alcine; o Descartes, de Alejandro Alvarado y Concha Barquero, que rescata imágenes que quedaron fuera del primer documental secuestrado judicialmente en España, y donde aúnan ínvestigación histórica y exploración formal, además de los citados MemoryEcoutez-Moi 25.

De las 12 propuestas de género documental que han sido incluidas en la programación cuatro son también animación, como Las heridas de mi casa, una deliciosa miniatura de Claudia Estrada que el festival ofrece en estreno; y Ecoutez-Moi, debut de Paula Armijo, y otra muestra de la apuesta por los cineastas emergentes. En esta mezcla de géneros también se incluye la estadounidense Forever, de Mitch McGlocklin, una historia basada en hechos reales, Mejor Animación en Raindance tras pasar por Sundance, Animafest, AFI Fest o Annecy, que reflexiona sobre los riesgos de la inteligencia artificial; y la francesa VO, de Nicolás Gouralult, que se acerca también a los retos de la tecnología desde el punto de vista de los trabajadores de los automóviles autónomos y, aun contando con una envidiable trayectoria festivalera (Annecy, Hot Docs, Vila do Conde, Guanajuato…), se estrena en España en Aguilar Film Festival.

El grupo de animaciones españolas presentes en esta competición a concurso incluye El último torero, una coproducción hipano-finlandesa dirigida por Katariina Lillqvist, toda una veterana de la animación europea, que propone una historia satírica y estética teatral que mezcla las corridas de toros con Vladimir Putin. Y con un planteamiento visual muy distinto destacan también las españolas Ur azpian lore, de Aitor Oñederra, uno de los grandes talentos de la animación española, y Muerte Murciélago, de Carlos Sáiz, que tras su celebrado La hoguera da el salto a la animación. Por último, destacamos la presencia de la producción francesa Swallow the Universe, del prestigioso animador español Nieto.

Junto a los trabajos nacionales, el Aguilar Film Festival ha programado en su Sección Oficial 18 cortometrajes procedentes de Finlandia, México, Bélgica, Países Bajos, EE.UU., Argentina, Francia, Turquía, Rumanía, El Salvador, Corea del Sur, Alemania, Portugal, Francia, Irán, Nueva Zelanda y Suiza.

Entre las animaciones que presenta la 33ª edición de Aguilar Film Festival se cuentan la delicada cinta alemana Der Schornsteinsegler, donde Frédéric Schuld integra el género documental, y que ha pasado por festivales tan importantes como Hot Docs, POFF/Talin Black Nights, DokLeipzig, Interfilm o Chicago y premiado en Regent Short Film Week, y Aesthetica Short Film Festival; el sorprende KKum (Kim Kang-min. Corea del Sur), premio del Público y Premio al Mejor Corto Independiente en Otawa Animation Film Festival;  Jeijay (Petra Stipetic, Maren Wiese. Alemania), premiado por el Jurado Joven en Dresde y Easter Eggs, del belga Nicolas Keppens, una de las animaciones más exitosas de la temporada, con más de 10 galardones en su haber en festivales como Annecy, Berlinale, Bruselas o Dresde.

In Flow of Words (Bots Eliane Esther. Países Bajos), un emotivo trabajo que da voz a los traductores de los juicios por crímenes contra la humanidad tras la Guerra de los Balcanes, que obtuvo el Premio al Mejor Director pardi di Domani en Locarno y el Premio al Mejor Documental en el festival de los Hamptons, completa la selección de obras internacionales de no ficción junto a VO Forever.

El grupo de obras de ficción de esta competición incluye siete impresionantes obras. La estadounidense Fun sized trouble es un cortometraje fresco, valiente y provocador, que se estrena en España en Aguilar Film festival, y que le ha valido a su directora, Qiyu Zhou, ser etiquetada como una de las cineastas más prometedoras y sobresalientes de su generación. Creature de la argentina María Silvia Esteve es también una revelación, tras ganar el Leopardo de Oro en Locarno. La coproducción entre Francia, Turquía y Rumanía Les Criminels (Karaaslan Serhat) es un poderoso drama sobre una pareja de jóvenes que busca una habitación de hotel, llega al festival tras un brillante recorrido, que incluye premios en Sundance, Estambul, Guanajuato, Lille  o la Seminci.

Completan la competición el emotivo drama humanista Luz de presença (Diogo Costa Amarante. Portugal) Mejor Cortometraje Internacional en Festival du Nouveau Cinéma de Montréal; el desgarrador Be hichkas nagoo (Sahar Sotoodeh. Irán), Mejor Cortometraje Internacional en Interfilm Berlin; la tragicomedia Coiffeur (Simon Zhou. Nueva Zelanda), Mejor Actriz en Cine Alfama; y el impactante L’effort commercial (Sarah Arnold. Francia), seleccionado en Alcine, Rhode Island, Clermont-Ferrand y nominado a los Premios Cesar de la Academia Francesa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí