-Publicidad-

La medida se aplicará hasta el 15 de junio

La Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio regulará hasta el próximo 15 de junio el acceso de visitantes al paraje de Peña Escrita, en el parque natural de la Montaña Palentina, para proteger a dos grupos familiares de osos.

La regulación, según se informa desde la Junta, se aplica exclusivamente a los visitantes en una zona concreta situada al norte de la carretera P-210, entre Santibañez de Resoba y el límite municipal de Triollo, en el entorno de Peña Escrita y Peña Santa Lucía. No afecta a ninguno de los senderos del Parque Natural Montaña Palentina, ni a ninguno de sus equipamientos de uso público, que se mantienen todos abiertos.

El pasado 19 de abril los agentes medioambientales y celadores de medio ambiente del Parque Natural Montaña Palentina localizaron una osa acompañada de dos crías nacidas este año, en la parte más occidental del Monte Palacios, en el término municipal de Cervera de Pisuerga. No muy lejos de este punto encontraron una segunda osera con indicios de que pudiera estar igualmente ocupada. Dos días después la Fundación Oso Pardo pudo comprobar que efectivamente ambas oseras estaban ocupadas, observando a distancia dos grupos familiares de osos: la osa con dos crías localizada anteriormente y otra osa acompañada por una sola cría.

Las osas de la Cordillera Cantábrica paren dentro de las oseras, donde se mantienen hasta la primavera. En los meses de abril y mayo salen al exterior, permaneciendo varias semanas en el entorno de la osera. Es un momento en que los oseznos, que pesan alrededor de tres kilos, son muy vulnerables. Las molestias producidas por el hombre pueden ocasionar el desplazamiento de la familia a otras zonas con menos alimento o menos conocidas, y exponerles al ataque de los machos, precisamente cuando está comenzando el período de celo, informa ICAL.

Esto ya ha sucedido anteriormente en la zona donde se han localizado las dos osas, ya que es un área accesible con presencia confirmada de osas con crías desde el año 2013. En el año 2015 en el mismo paraje se detectó una osa con dos crías, hecho que tuvo transcendencia en redes sociales, acudiendo numerosas personas interesadas en observarla. Aquella osa abandonó la zona y perdió a una de sus crías.

Por ello, y como medida de gestión activa, la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio ha establecido una regulación temporal del acceso a esta zona para los visitantes, que permanecerá vigente hasta el próximo 15 de junio.

La Resolución no afecta a los propietarios de los terrenos, ni a los vecinos que participan en usos vecinales, ni a ganaderos, ni a responsables de los servicios municipales o de vigilancia que siguen teniendo libre acceso para el desarrollo de sus actividades. También quedan fuera de esta regulación temporal los terrenos situados en las inmediaciones de carreteras y cascos urbanos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí